//Tarta de patata: sí, también como postre

Tarta de patata: sí, también como postre

Hola Palilleros. Para hoy tenemos una receta con patata algo diferente: normalmente son saladas, pero en este caso vamos a elaborar una tarta dulce que os va a sorprender. Y es que la patata no es solo uno de alimentos más utilizados en cocina por su versatilidad a la hora de usarse en platos salados, también podemos elaborar ricos postres con ella. Empezamos:

  • 1 kg de patatas
  • 110 gramos de mantequilla
  • 250 ml de leche
  • 300 gramos de azúcar
  • 3 huevos camperos del Páramo
  • 110 gramos de harina
  • Limón
  • 30 gramos de azúcar glas
  • Arándanos
  • Grosellas
  • Frambuesas
  • Moras

Empezaremos pelando y lavando las patatas, para después cortarlas en dados y cocerlas durante unos 40 minutos. Las aplastamos con un tenedor y las ponemos a calentar a fuego suave junto con 60 gramos de mantequilla y los 250 ml de leche. Removemos poco a poco hasta que obtengamos un puré sin grumos. Añadimos entonces 200 gramos de azúcar hasta disolverlo por completo y retiramos del fuego.

Mientras precalentamos el horno a 180ºC, vamos separando las yemas de las claras de los huevos. Incorporamos una a una las yemas al puré, removemos, y cuando estén todas le añadimos la harina tamizada, volviendo a mezclar. Batimos las claras a punto de nieve y las agregamos junto con la ralladura de un limón, y mezclamos hasta que todo esté perfectamente integrado.

Engrasamos un molde de horno con un poco de mantequilla y espolvoreamos con harina; colocamos allí la mezcla y horneamos durante 20 minutos. Durante ese tiempo salteamos en una sartén durante 2-3 minutos lo que queda de la mantequilla y el azúcar junto con todos los frutos del bosque. Sacamos la tarta, la desmoldamos, la espolvoreamos con azúcar glass y le añadimos por encima la salsa de frutos del bosque.

Consejos del Palillo: podemos cocer la patata sin cortarla en dados; en este caso debe ser una patata apta para cocer, utilizando patatas más bien pequeñas para obtener una cocción uniforme. Los frutos del bosque podemos sustituirlos por chocolate y una cubierta de frutos secos, y también podemos añadir otro tipo de frutas: nosotros utilizamos arándanos, fresa y un poco de kiwi.

Espero que os haya gustado la receta. Que la disfrutéis. ¡Hasta la próxima, Palilleros!

 

Idea sacada de Cocina fácil de Lecturas