Flan de chocolate blanco con salsa de cerezas

Flan de chocolate blanco con salsa de cerezas

Ya queda poco para el verano, el sol, la piscina, el postureo… y eso se traduce, en la mayoría de los casos, en la temible y utópica exigente operación bikini. Así que, antes de que nos pongamos a contar calorías y a alimentarnos sólo del aroma de los guisos, vamos a cerrar el ciclo de los postres frutales con la receta de hoy: flan de chocolate blanco de Astorga con salsa de cerezas del Bierzo. Sabemos que aún es pronto para las cerezas, pero como ya se ven algunas en las  fruterías, y la cuenta atrás estival  ha comenzado, nos hemos adelantado gustosamente.cerezas del bierzo

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 500 g. de cerezas del Bierzo.
  • Jugo de limón.
  • 200 g. de agua.
  • 120 g. de azúcar.
  • 100 g. de chocolate blanco de Astorga para fundir.
  • 50 g. de leche.
  • 70 g. de nata líquida.
  • 2 yemas de huevo.

 

PREPARACIÓN:

Preparación de la salsa:

En primer lugar,  quitamos uno a uno los huesos de las cerezas, para lo cual nos ayudaremos de un cuchillo bien afilado (la receta no comienza de forma muy entretenida, lo reconocemos… pero es un paso imprescindible). Una vez deshuesadas, las cerezas se depositan en un cazo junto con el agua, un chorrito de zumo de limón y el azúcar. Ponemos el cazo a calentar a fuego lento y vamos removiendo hasta que rompa a hervir. Dejamos enfriar un rato.

Cuando la salsa haya bajado la temperatura (hasta que sea manipulable sin riesgo de quemarnos) la trituramos con una batidora y la colamos. Vertemos en un nuevo recipiente y la reservamos en frío durante, al menos, 24 horas.

Preparación del flan de chocolate blanco:

En una cazuela ponemos la nata y la leche, y las templamos. Mientras tanto, batimos ligeramente las yemas y las incorporamos a la mezcla anterior.

chocolateblanco

En otro cazo, a fuego bajo, vamos añadiendo el chocolate trozo a trozo, y removemos lentamente para que se funda sin pegarse al fondo. Una vez derretido todo el chocolate, vertemos sobre él la nata, la leche y los huevos, de forma que todo quede bien unificado.

Repartimos la mezcla en cuatro flaneras o moldes individuales y cocemos al baño María durante 20 minutos. Pasado este tiempo nos aseguraremos de que los flanes han cuajado, pinchando delicadamente con un tenedor y comprobando que éste sale limpio. Si es así, retiramos los flanes del fuego. Si aún les queda cocción, los mantendremos unos minutos más.

Llegados a este punto, dejamos enfriar y reposar.

Imagen extraida de Recetario de Castilla y León

Imagen extraida de Recetario de Castilla y León

Presentación:

Tras desmoldar los flanes, los decoraremos con la salsa de cerezas que preparamos el día anterior (sed generosos a la hora de salsear) y coronaremos con un par de cerezas.

Ahora sólo queda degustar y disfrutar del postre. ¡Buen provecho, palilleros!

 

 

 

 

Fuente: Instituto Tecnológico Agrario de CyL. Maestres de cocina de CyL.