//Del ramo leonés con roscas al ‘duelo’ de refranes: así es la fiesta de San Antón en Las Grañeras

Del ramo leonés con roscas al ‘duelo’ de refranes: así es la fiesta de San Antón en Las Grañeras

En esta ocasión nos desplazamos a la localidad de Las Grañeras, en el municipio de El Burgo Ranero, para conocer una de las fiestas más tradicionales y de alto valor etnográfico de la provincia. Y es que los vecinos de este pequeño pueblo de Tierra de Campos, que cuenta con 145 habitantes censados, honran todos los años a San Antón -San Antonio Abad- con actos de lo más entrañable y colorista.

Las Grañeras en un día de nieve. Fotografía de Gloria Bravo en ElTiempo.es
Las Grañeras en un día de nieve. Fotografía de Gloria Bravo en ElTiempo.es

La bendición de los animales

Como en otros muchos lugares, la fiesta comienza con la tradicional misa, tras la que se celebra la procesión en honor al santo y la posterior bendición de los animales. Allí se dan cita desde cabezas de ganado hasta animales de tiro y pequeñas mascotas, tomando los soportales de la iglesia parroquial para recibir el ‘calor’ de su protector.

Las Grañeras - Refranes y ramo de roscas a San Antón 2Un ramo leonés con roscas blancas

Seguidamente se celebra otro guiño a la tradición: la subasta de las roscas. Los vecinos y visitantes a la fiesta de San Antón pujan por las roscas blancas que decoran el ramo leonés de la localidad, un ramo que previamente ha salido en procesión junto con el santo.

Se trata, sin duda, del ejemplo vivo del uso del ramo leonés en festividades fuera de la Navidad, tradición que aún pervive en muchas localidades de la provincia leonesa. En este caso, un precioso ramo triangular decorado con las roscas de anís, también llamadas roscas de baño, roscas de ramo o roscas blancas.

Las Grañeras - Refranes y ramo de roscas a San Antón 4Refranes de San Antón, ‘duelo’ de trovadores

La fiesta incluye un ‘duelo’ amable entre poetas locales -al más puro estilo de los antiguos trovadores- en el que, ante la presencia de la imagen del patrón, declaman pequeñas composiciones en verso narrando historias simpáticas o peticiones al benefactor.

De actitud crítica y con un tono eminentemente jocoso, estas rogativas en forma de verso presentan diversos temas de la actualidad política y social, pero también de pequeñas disputas entre vecinos de Las Grañeras, discusiones con su párroco o petición de reformas y arreglos en las calle de la localidad. En este sentido, no podríamos olvidarnos de mencionar a Leonis Mencía, conocido como “el último trovador de campos” quien, año tras año y pese a su edad, recita sus divertidos refranes junto a los soportales de la iglesia parroquial.

Las Grañeras - Refranes y ramo de roscas a San Antón

IMG-20160117-WA0059